¡Hola!
Hace ya un par de años que empecé el difícil camino de asistir de vez en cuando a alguna Feria o Mercado, esos que organizan en las diferentes poblaciones de nuestra geografía para la celebración de alguna fiesta.
Monto mi parada y expongo mis muñecos y alguna que otra cosilla que hago, para, difícil tarea, intentar venderlos.
He asistido casi siempre a las que se organizan en el pueblo en el que resido: La Festa Major de Sant Llorenç en el mes de Agosto, Terra de Trobadors, con su Mercado Medieval hacia la mitad de septiembre  y el Mercat de Nadal, durante el mes de Diciembre.
Normalmente las organiza el ayuntamiento y para los que no tenemos parada propia, nos presta unas mesas para así poder exponer nuestros artículos.

 Este año decidí asistir a alguna feria más, de alguna población cercana, pero para eso necesitaba una parada… así que tome la decisión de adquirir una.

Y esto es lo que hoy os quiero mostrar… La evolución de mis paradas… jajajaja.
Evidentemente, ahora que la tengo… he de amortizarla y me esperan unos meses de trabajo duro para conocer las ferias y mercados de las fiestas de mi zona y decidir a cual asistir y a cual no… 
Me esperan horas de estar en la parada cavilando si he hecho bien o no en asistir… Pensando: ¿Si no se vende es que no gusta o que la gente no quier o no tiene dinero para gastar?…
Uff!!! Que difícil que es el trabajo de los “paradistas”. Eso sí… cuando alguien ve las cosas que vendes y te felicitan por tu trabajo… lo que se siente es orgullo y satisfacción (Jejeje como decía… Ya sabéis quien, ¿no?)
Ya iré explicándoos mi experiencia cuando empiece la temporada…

¡Nos vemos!